¿Por qué hay canciones que se convierten en himnos?

La música forma parte del imaginario colectivo. Una melodía, una canción, un estribillo pueden llevarnos a otro lugar, a unos recuerdos de otro momento de nuestra vida. Ese es el poder de la música.

Capaz de hacernos sentir mejor o incluso de relajarnos, históricamente la música ha servido como vehículo de expresión para sus compositores. Puede narrar una historia de amor, un desencuentro, una frustración o incluso durante mucho tiempo sirvió también como medio para protestar por una situación política. Muchos movimientos sociales se han gestado al calor de una buena letra.

Pero ¿de qué se valen los músicos para conseguir llegar al gran público? Obviamente, y en primer lugar, de una letra que sea pegadiza, que exprese un mensaje que llegue a la gente. Pero todo esto sin la melodía, sin las notas y los instrumentos no sirve de nada.

La gran mayoría de fotografías de los principales grupos y de los cantantes más conocidos, son de su persona, pero acompañados por uno de los instrumentos que entonan sus himnos.

Baterías, teclados y guitarras son comunes en prácticamente todas las mandas del mundo actual. Hay que reconocer que antes eran instrumentos como el piano, los violines o las arpas las que acompañaban las músicas que entretenían a cortes enteras. Muchas de las sinfonías que se componían estaban únicamente dirigidas a un instrumento, pero hoy en día no se entiende un concierto sin que aparezca el característico sonido de una guitarra.

Quizás en España la tradición del sonido de las guitarras han formado parte de la propia historia, rasgando cuerdas algunos de los compositores y músicos que han traspasado fronteras.

Pero ¿cuáles son las marcas de guitarras eléctricas que llevan los principales grupos de pop y rock internacionales? ¿Son mejores unas marcas que otras? ¿Unos modelos u otros pueden cambiar el sonido de las canciones?

Muchos te dirán que eso da igual, pero no es verdad. Una guitarra eléctrica de una marca u otra pueden cambiar del todo el sonido de alguna de las canciones más coreadas del panorama musical.

Sin duda una de las elecciones de los más prestigiosos grupos es cualquiera de las guitarras de la marca Yamaha, no sólo por la tradición que lleva a sus espaldas la marca sino por la reputación de calidad que se asocia a su propio nombre.

No pueden jugarse para nada la calidad del sonido tanto en estudio como en directo ya que de eso depende su propia carrera. Y ante eso, la calidad no tiene precio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *